La clave para desbloquear la creatividad

Contrario a lo que dicta la sabiduría convencional, la creatividad no cae del cielo durante una larga sesión de lluvia de ideas. Así pues, y como para refrescar la noción, nuestras ideas iniciales tienden a ser las más obvias. Es solo cuando indagamos profundamente que surgen las ideas más novedosas. Por lo tanto, y como para desbloquear dicha imaginación, tenga presente estas sencillas sugerencias: Reserve más tiempo para los procesos creativos del que cree que podría ser necesario, ya sea que eso signifique extender una reunión o asignar una anotación de seguimiento en el calendario. Adicionalmente, pídale a su equipo que genere dos o incluso tres veces más ideas de las que cree necesitar. Establecer cuotas agresivas puede ayudar a las personas a superar esas ideas obvias que surgen en las primeras etapas. Y finalmente, mida sus resultados. Diga usted, por ejemplo, la próxima vez que realice un taller, haga un seguimiento de cuándo se generaron realmente las mejores ideas. ¿Fue como consecuencia del equipo que hizo una lluvia de ideas en tan solo una hora, o como resultado del equipo que se tomó tres horas en su proceso imaginativo? ¿El aumento de la cuota de ideas de su equipo dio como resultado propuestas más creativas? Probar estas diferentes variables puede ayudarlo a calibrar su proceso y aprovechar el potencial creativo de los miembros de su equipo.