Así es como lucen las exposiciones virtuales

Podrá ser una presentación para el comité de marketing, o para la reunión de tráfico, o para algún programa como invitado principal, sin embargo, debe usted tener tres aspectos absolutamente claros para que luzca su exposición y, si pretende, claro está, ser percibido como una autoridad en la materia: 1) Su idea principal, 2) Su audiencia, y 3) Su objetivo. Adicionalmente, es oportuno si, para el efecto, puede usted prepararse, enfocado en su idea central: ¿Por qué es usted la persona indicada para presentarla? ¿Qué perspectiva única puede usted ofrecer? Luego, considere quién estará en la audiencia, y prepare su diálogo con ellos en mente. Diga usted, por ejemplo, si es un auditorio pequeño, puede centrar sus comentarios en términos más amigables y personales. Pero, si por el contrario está usted en una conferencia magistral, preferible usar las respectivas expresiones técnicas. Exponer en el mismo lenguaje que entiende su audiencia aumenta las probabilidades de que comprendan y se sientan inspirados por su presentación. Y, por último, asegúrese de exponer adecuadamente su objetivo. Quizás esté usted negociando el presupuesto para la implementación de su estrategia, o tal vez pretende que la audiencia realice un aporte para su emprendimiento, o quizás quiere que le ayuden a difundir lo relevante que es su noción profesional. Cualquiera que sea su objetivo, su nivel de preparación y entrega es fundamental para el logro.

Deja un comentario