¿Qué tanto más salvaje se le antoja?

Si acaso las redes sociales dejan alguna enseñanza sobre relaciones públicas, esa sería el anhelo de la gente por la ‘aceptación’.

Para consolidar y conservar un lazo comercial entre empresa y audiencia, requiere usted conceder algo de acceso y así mismo, saber cuándo “quitarse del paso”.

De seguro, su negocio algo de tracción alcanzará si su estrategia de relaciones públicas incluye uno que otro “freebie” o cortesía de producto en castellano si se quiere. El asunto es que dicha táctica por sí sola puede llegar a devaluar el capital social de su negocio. En perspectiva, la muestra gratis de producto es como moneda devaluada.

En la práctica y la industria farmacéutica como referencia, el medicamento que más vende no es aquel que más muestra médica reparte entre los galenos, pues en mi opinión, esta es una práctica inflacionaria equiparable si se quiere también con una buena pea, en la que lo bueno solo se obtiene al principio. Casi cualquier persona recibirá cuanto producto se le entregue, si se lo dan de gorra y lo que a la postre, termina implicando meras transacciones que poco o nada aportan a la forja de sólidas relaciones comerciales con la audiencia.

Aun cuando mucho más sencillo mencionarlas que implementarlas, quizás quiere usted considerar estas tres alternativas que en el pasado he utilizado con éxito para conceder acceso:

Ejerza de portal y llave a la vez— la eficiencia de la inversión en rr.pp. verdaderamente se materializa, cuando el equipo de relaciones públicas puede concentrarse en generar oportunidades que apoyan la forja de relaciones, mientras a su vez las comunicaciones del cliente se centran en satisfacerlas tal cual conservarlas.

Impregne de valor agregado la gestión de rr.pp. que brinda a su cliente— si se limita solo a filtrar información cruda o ligeramente refinada de la fuente a su destino, será entonces usted prescindible para el cliente como para la audiencia que éste pretende impactar. Garantice el valor agregado de la gestión a través de su objetividad.

Genere oportunidades— Créame si le digo que no querrá usted ser de aquellos que diga al cliente como excusa por la falta de actividad mediática: “pero es que no tenemos nada nuevo por comunicar”. La mayoría de las empresas se centran en lo obvio, omitiendo así captar todas aquellas historias relevantes que pueden escarbarse para luego contar, si tan solo se ejerce la práctica con algo de instinto inquisitivo y creativo.

Y si se le antoja algo más salvaje, pues contáctenos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .